EL MAGISTRADO LOUIS JOINET : un enamorado de la Justicia


louis-joinet-02-okwebParis – El reconocido magistrado francés Louis Joinet, acérrimo defensor de los derechos humanos y la libertad de los uruguayos durante la dictadura, visitará Montevideo del 17 al 22 de mayo próximo, invitado por la Intendenta Ana Olivera en homenaje a su larga trayectoria de solidaridad con Uruguay y de lucha contra la impunidad.

Durante su estadía, Joinet, uno de los principales expertos en derecho internacional sobre la desaparición forzada, participará en la Marcha del Silencio del 20 de Mayo, brindará una conferencia el 21 de mayo en la Intendencia y será recibido por la Institución Nacional de Derechos Humanos el 19 de mayo.

También visitará el Museo de la Memoria.

Louis Joinet, fundador del Sindicato de la Magistratura de Francia, asesor de Derechos Humanos del presidente francés François Mitterrand, fue el principal inspirador y redactor de la Convención Internacional para la Protección de todas las Personas contra la Desaparición Forzada y autor en 1997 de los principios del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos.

En 2003 y en 2013, Louis Joinet participó en la organización en Francia de sendos coloquios sobre la justicia y los desaparecidos en Uruguay.

En 2003, invitó a los abogados Hebe Martínez Burlé y Pablo Chargoña, que en aquel entonces impulsaban los primeros juicios que permitieron socavar las bases de la Ley de Caducidad, a exponer en la alcaldía de París la situación de los derechos humanos en Uruguay.

En 2013, en el Senado de Francia, Joinet presidió una importante reunión de magistrados, abogados y defensores de los derechos humanos de Uruguay y Francia que analizaron los avances y retrocesos de la justicia en Uruguay. En particular, después de la ley votada por el parlamento que dejaba sin efecto la Ley de Caducidad y la decisión de la Corte Suprema de declarar inconstitucionales algunos de sus artículos, lo cual perpetuaba la impunidad de militares torturadores, asesinos y responsables de crímenes de lesa humanidad.

Un año después, cabe recordar uno de los pasajes de la ponencia de Louis Joinet, dedicado a los desaparecidos y el tiempo.

Cuando redactamos el Proyecto de Convención contra las desapariciones forzadas dimos una gran prioridad a la lucha contra el tiempo para que los casos de desapariciones forzadas no se vuelvan eternos, enterrados en el olvido”, explicó Joinet al referirse a una frase del presidente José Mujica que había dicho : “yo voy a morir, todos vamos a morir, dejemos que el tiempo se encargue…”.

Seguramente, que esto lo ha dicho más emocionalmente que en términos jurídicos, por lo cual voy a aportar el elemento jurídico, que es mi oficio. Yo estaría tentado de decirle : “Presidente, yo voy a morir, usted va a morir, lamentablemente todos vamos a morir, pero usted, yo, todos, tendremos descendientes y serán esos herederos quienes seguirán preguntándose : “¿donde están ?”.

En esa ponencia Louis Joinet se refirió también a la Jueza Mariana Mota, presente en el Coloquio.

« La Corte decidió poner término brutalmente, sin formalidad ni procedimiento, a las funciones de la jueza Mariana Mota, quien luego de investigar durante tres largos años sobre más de cincuenta casos, después de recibir indicios y pruebas claras y consistentes y cuando estaba a punto de finalizar y enviar a los acusados frente a sus jueces, fue sencillamente – sin previo aviso – mutada a un tribunal civil”, dijo Joinet.

Diré una cosa, incluso con el temor de herir su humildad : querida colega, permítame expresarle que usted ha salvado el honor de la magistratura uruguaya. Se lo agradecemos« , expresó Joinet en el Senado dirigiéndose a Mota.

Al referirse a su viaje a Montevideo, Joinet no ocultó su emoción y el interés por ver cómo evolucionó la situación en los últimos doce meses.

« Estoy emocionado y ansioso de estar en Montevideo« , dijo Louis Joinet, que recordó las misiones que hizo en Uruguay durante la dictadura para conocer la suerte de los presos políticos, entre ellos el general Líber Seregni.

Joinet recuerda esos viajes en el libro de memorias, « Mes raisons d’Etat-Mémoires d’un épris de Justice » (Mis razones de Estado. Memorias de un enamorado de la Justicia), publicado por las ediciones La Decouverte en Francia.

El libro está dedicado a la uruguaya Norma Scopice, una ex presa política que participó en el Tribunal Russel en 1974 y desapareció en noviembre de 1976 en Argentina.

« Para mí, el viaje a Montevideo es una ocasión de volver a ver a muchos amigos, de recordar a Norma« , dijo Joinet.

« También me ilusiona acompañar a los familiares en la marcha del 20 de mayo, compartir su lucha por la justicia y la verdad« , señaló Joinet.

« Espero que la Corte Suprema aplique las normas del derecho internacional, cumpla con los dictámenes de la Corte Interamericana de Derechos Humanos, califique los crímenes de la dictadura como crímenes de lesa humanidad y permita que se juzgue a los culpables« , agregó Joinet en vísperas de su viaje a Montevideo.